Fotógrafo Valladolid: trucos para evitar los ojos rojos en las fotos

A todos nos ha pasado en alguna ocasión, sobre todo cuando estábamos empezando en esto de la fotografía y no sabíamos muy bien cómo evitarlo. Los ojos rojos son un efecto muy común en las fotografías de tipo retrato, pero tiene fácil solución. Aquí te mostramos algunos consejos para librarte de ellos y evitar que de ahora en adelante una buena foto se estropee por no haber tomado las precauciones necesarias. En cualquier caso, si quieres resultados mucho más profesionales, contacta con nosotros, tus fotógrafos en Valladolid te haremos un book a tu medida y con todas las garantías.

fotografo

¿Sabes por qué se produce el efecto de ojos rojos?

La aparición de los ojos rojos en un retrato es la consecuencia de la luz del flash al incidir en la retina, ubicada en el fondo del ojo. Esta parte del globo ocular está repleta de células fotosensibles que son las que envían información al cerebro para componer la imagen de lo que estamos viendo. Cuando un destello repentino incide sobre esta parte del ojo y la pupila se encuentra muy abierta (para adaptarse a la oscuridad) lo que vemos es el color de los vasos sanguíneos que están irrigando la retina para que el proceso de visión sea posible.

Evitar los ojos rojos con cámaras compactas y con cámaras réflex

Desde Flashion Fotografía, con nuestra experiencia como fotógrafos en Valladolid, sabemos como afrontar este inconveniente.

Algunas cámaras tienen un sistema especial de reducción de ojos rojos, pero no siempre resulta del todo fiable. Lo mejor es que sigas las siguientes pautas para asegurarte de que tus fotografías salen perfectas.

Fotografías con cámaras compactas

En retratos con más de una persona, es recomendable que interactúen entre ellas, evitando así que miren directamente a la cámara.
Coloca al modelo, siempre que sea posible, en el lugar mejor iluminado para que sus pupilas se dilaten debido a la falta de luz.
Utiliza un folio blanco y colócalo a 45º debajo del flash para obligar a la luz a que rebote hacia arriba y no se dirija directamente a los ojos del modelo.
Indícale a la persona a la que fotografías que mire hacia un punto de luz, para que sus pupilas se cierren, y que unos segundos después mire a la cámara para tomar la fotografía. Sus pupilas permanecerán cerradas durante unos segundos mientras se adaptan a las nuevas condiciones de luz.

Fotografías con cámaras réflex

En estas cámaras el flash y el objetivo de la cámara se encuentran más distantes, de manera que es más sencillo trabajar con ellas para evitar el efecto ojos rojos.

En el caso de que el flash sea una unidad externa, acoplada al cuerpo de la cámara o de mano, dirige el haz de luz hacia el techo para que no incida directamente en el rostro de la persona fotografiada

Si el flash está integrado en la parte superior de la cámara, a unos centímetros del objetivo, puedes seguir los mismos consejos que en el apartado anterior.

fotografo

Más información sobre los book’s que ofrecemos aquí

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Copyrighted Image