Estudio fotográfico Valladolid: 5 consejos para tus fotos de comunión

La comunión es uno de los momentos más importantes en la vida de tus hijos, y es que tiene muchas implicaciones tanto para ti como para ellos. La comunión es un acto religioso, pero también es una ceremonia que denota madurez y un gran momento para reunirse con familiares y amigos.
Por todo ello, es importante que el gran día quede registrado con fotografías que enseñar a los niños cuando sean mayores, y que estos a su vez mostrarán a sus hijos y a sus nietos. En definitiva, ¡la comunión es una fecha para la posteridad!
Estudio fotográfico Valladolid

Estudio fotográfico en Valladolid: la mejor opción

Organizar una comunión implica casi tantos preparativos como en el caso de una boda. Los invitados, la iglesia, las invitaciones, el banquete, las fotos… Cada detalle ha de estar perfectamente planeado con anterioridad, y eso incluye la necesidad de contar con un fotógrafo profesional.

Flashion es un estudio fotográfico en Valladolid que ofrece un equipo de profesionales a tu servicio. Se trata de personas habituadas a realizar largas sesiones fotográficas, con amplios conocimientos en la materia y que, además, trabajan regularmente con niños y niñas que se están preparando para hacer la comunión. Se trata de un equipo paciente y cercano, capacitado tanto para fotografías de estudio como de exterior.

5 consejos para tus fotos de comunión

El primer consejo es el de contratar a un estudio fotográfico que tenga capacidad para tratar con niños. Los más pequeños de la casa se cansan y aburren con facilidad, por lo que no todas las personas son adecuadas para darles las indicaciones de posado y sacarles fotografías.

En segundo lugar, es importante respetar la naturalidad en los posados. Puede que al fotógrafo se le haya ocurrido una posición innovadora junto a una columna, pero si el niño se siente incómodo en esa postura la foto no tendrá el acabado deseado.

En tercer lugar, se recomienda que las sesiones fotográficas se hagan con la menor gente posible mirando. Lo habitual es que toda la familia quiera participar del momento, pero eso transmite vergüenza e inseguridad al niño o niña.

En cuarto lugar, pregunta al estudio fotográfico qué formatos y acabados tienen. Hoy en día se ofrecen todo tipo de encuadernados y papeles especiales, que dan un efecto único a las fotografías.

Finalmente, no olvides de cada niño es un mundo. Es importante que las fotos sean personalizadas, que ellos estén a gusto y que reflejen su verdadera personalidad.

¿Quieres más información sobre reportajes de comunión? Consultanos aquí, te hacemos un presupuesto a tu medida, tanto en deseos como en precio…. y no lo dejes para el último día 🙂 🙂

Si quieres ver cómo son nuestros reportajes, visita nuestras galerías

Estudio fotográfico Valladolid

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Copyrighted Image